La exención fiscal temporal es la principal ventaja de la que se benefician las empresas que operan en la Zona Franca Aduanera de Barcelona, pero no es la única.

La Zona Franca Aduanera ofrece a las empresas condiciones favorables adicionales como:

  • Una rápida instalación: La empresa puede concentrarse en su negocio o actividad principal.
  • Despacho de aduanas ininterrumpido: 24 horas, todos los días del año.
  • Trámites rápidos y sencillos para ser operador de ZF: Los beneficios aduaneros mejoran la competitividad de las empresas.
  • Un mismo almacén para mercancía nacionalizada y pendiente de destino aduanero: La exención fiscal facilita la reexpedición de la mercancía libre de cargas a terceros países extracomunitarios u otras zonas francas. Se pueden hacer despachos parciales.
  • Empresas manipuladoras exentas de depósito de avales o garantías necesarias ante la Agencia Tributaria.
  • Dispositivos de máxima seguridad: Vigilancia privada y Guardia Civil las 24 horas del día, todos los días del año.
  • Almacén ADR: Tratamiento específico y regulado de los productos inflamables o peligrosos.
  • Servicios valiosos: Centro de negocios, servicios logísticos, establecimientos de restauración, entidades bancarias, servicios comunes de limpieza y recogida selectiva de residuos.
  • Fácil acceso a las instalaciones portuarias, industriales y al centro urbano de Barcelona.
  • Aparcamiento de vehículos privados: Dentro del recinto, las empresas instaladas; en un recinto exterior, los visitantes.
  • Transporte público: ZFA – autobuses (21, 109 y 110); recinto de Álvarez de la Campa -autobús L88.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies